miércoles, 28 de octubre de 2015

SER ECOLOGISTA...

Ser ecologista no es plantar un árbol autóctono una vez al año, no es matar otro árbol porque sea introducido (siempre y cuando el cultivo de esta especie no les sirva para generar ganancias personales), juntar unos residuos en la playa o en la calle, denunciar a un vecino por tirar basura o poner “me gusta” en las redes sociales a algún artículo que quepa coherente en su estrecha mente.
 


A lo largo de la historia de la humanidad han ido apareciendo instituciones y personas que se consideran depositarios de la verdad y, por tanto, con capacidad para distinguir -y condenar- a los “equivocados” que no asumen sus opiniones.

No les hace falta argumentos para demostrar los ''errores'' de los falsos, ya que ''su verdad'' no los requiere.

Los ecologistas somos los principales afectados por esta nueva inquisición formada por algunos políticos, periodistas e ignotos trasnochados.

Hemos leído y oído comentarios de que quienes enarbolamos la bandera de la ecología, lo verde, el desarrollo sostenible o el amor a la naturaleza, entre otras cosas, realmente lo hacemos con un interés escondido y manipulador.

Incluso se nos trata de “Fundamentalistas ecológicos”, demostrando así la carencia de argumentos, con la sustitución de los hechos por juicios de intenciones y descalificaciones personales. No les importa lo que dicen ni los datos que se aportan, solo les importa quienes son: una partida de mediocres prepotentes. 

 

Los psicólogos aseguran que la prepotencia es el síntoma más claro del complejo de inferioridad, es decir: el que cree que no hay nadie es mejor que él mismo, está ocultando una inseguridad y un saberse inferior, tremendos. “El primer paso de la ignorancia es presumir de saber”.

Otra de las acusaciones a ''los ecologistas'' es de no ''acatar el sistema que entre todos hemos construido'', los antisistemas, pero no aportan nada que avale tan rotunda y grave afirmación.

Ejercer el derecho de manifestación, hacer públicas las opiniones de los ciudadanos, debatir los problemas que afectan a la sociedad, entre los que se encuentran los derivados de la conservación de nuestro patrimonio natural y cultural, es todo lo contrario, la reafirmación del estado de derecho contemplado en la Constitución.

La descalificación recurrente hacia los demás los muestra como son: políticos fracasados que no han hecho nada en su vida por el medio ambiente que les rodea.

El ignorante es un manipulador que intenta (inconscientemente algunos, otros a propósito) sabotear la autoestima de aquellos a los que no entiende. Y no los entiende, porque no los quiere entender, porque tiene demasiado miedo a enfrentarse a la posibilidad de que el mundo sea diferente de lo que él cree.

Negar las evidencias y descalificar al oponente no es la mejor manera de enfrentarse a los problemas. Al igual que una manifestación no deja de existir porque un periódico no la incluya entre sus noticias, los argumentos y los datos no pierden validez por calificar de falsos a quienes los esgrimen. Según esta gente, los ecologistas somos saboteadores sociales ávidos de protagonismo.
  

Por eso les decimos a los que comparten nuestro grupo: “No hagan caso a quien los juzga o infravalora, pues solo intenta robarles su dignidad, y vuestras mentes son tan ilimitadas, tan capaces, tan libres y está tan llena de sabiduría, que jamás, por mucho que ustedes se esforzaran, podrían parecerse al ignorante”.

Y a seguir aportando nuestro granito de arena....











lunes, 12 de octubre de 2015

Q.E.P.D. PARQUE PÚBLICO DE JAUREGUIBERRY.

Con dolor comunicamos que el parque público de Jaureguiberry dejó de existir…

Hoy 12 de octubre se conmemora el comienzo del saqueo del continente llamado por sus invasores América. 

En octubre de 2015 vamos a recordar otro evento trágico, en este caso para los habitantes del Balneario Jaureguiberry, para los contribuyentes de Canelones y para todos los uruguayos.



Jaureguiberry está perdiendo en este momento la mayor parte de su único parque público.

El sector más forestado (con árboles de más de 50 años) ha sido cercado y gran parte de su vegetación está siendo talada, dejando sin nidos a las aves y sin madrigueras a los mamíferos de la zona.
  






¿Para qué? 

Para el usufructo de particulares, amigos del intendente de turno de Canelones el Sr. Yamandú Orsi…

En el parque de escasas 18 hectáreas ya se habían cedido 5,5 de ellas a cinco entidades particulares que por supuesto no pagan impuestos ni han realizado obras como contrapartida en el Balneario en casi 20 años. Hace unos años la administración frenteamplista pretendió ceder más espacios públicos a otros particulares. El intento fue detenido mediante un recurso de amparo ante el poder judicial.
  
Plano del parque público (marcado en rosa las 5,5 hectáreas ocupadas por particulares)


Hoy este recurso, no ha sido respetado. O sea: “vivimos en un país donde no se cumplen las leyes, salvo la de los más fuertes”.

En Jaureguiberry existía un parque antes de que fuera saqueado….

Ahora sin estudio de impacto ambiental, “desembarcarán” en los predios usurpados a todos los uruguayos miles de personas.
Jaureguiberry carece de saneamiento, no hay suministro de agua de potable, hay una sola pasarela de bajada a la playa, la caminería es mala, etc., etc.


¿Qué hizo la Liga de Fomento?

En junio de 2015 denunció el incumplimiento por parte de FENAPES del recurso de no innovar, al ocupar una hectárea de parque público, cumpliendo con su deber estatutario….

En octubre la misma comisión directiva de la Liga de Fomento sin citar a Asamblea General de asociados y sin consultar a los vecinos, realiza un acuerdo con el Intendente Orsi, permitiendo que otros particulares, además de FENAPES alambren, ocupen y talen más espacios públicos en el parque.

A cambio de que dejen:
¡Un Espacio público de alrededor de 4 hectáreas!

¡Las mismas deberán ser acondicionadas 
por los propios habitantes de Jaureguiberry!! 

  
En rojo predios ocupados, en verde predio público


No tuvieron mejor idea que citar a los vecinos a comenzar a trabajar en la zona, el sábado 17 de octubre…denominando la actividad “Primer Desembarco Ambiental Barrial en Jaureguiberry”.

Si no fuera una situación tan triste como grave, nos causaría gracia el nombre… “Desembarco”….

Señoras y Señores: El desembarco lo realizaron los amigos del intendente de Canelones en el resto del único parque público!!
Mientras los miembros de la comisión directiva de la Liga de Fomento presidida por Ana Faedo (ex suegra del vicepresidente de la república Raúl Sendic), asumiendo que representan a todos los habitantes y propietarios de casas y terrenos de Jaureguiberry, entregan cual “Malinche” a los conquistadores, el resto del parque a cambio de espejitos…